Escuelas Pías de San Fernando

Hola a todos!!!


En esta nueva entrega os vengo a presentar un pequeño monumento de mi ciudad natal, Madrid. Toda mi vida la he pasado en Madrid, a parte de esos pequeños viajecitos que he podido hacer a lo largo del camino. La verdad que es una ciudad inmensa en la que podemos encontrar numerosos edificios monumentales como los que podemos encontrar en grandes calles como la calle Alcalá o el Paseo de Oriente. Pero desde mi punto de vista, los mejores monumentos de una ciudad son aquellos que te encuentra cuando te poner a pasear y terminas por las pequeñas callejuelas que conforman en hilo de la ciudad. De esta forma, paseando por el barrio de Lavapiés, llegamos a la plaza del Sombrerete en el que se puede observar la bonita fachada de las antiguas Escuelas Pías de San Fernando, edificio declarado Bien de Interés Cultural en 1996.

Este edificio, o los restos de lo que fue en su momento, se encuentra en la manzana formada por las calles: Embajadores, Tribulete, Sombrerete y Mesón de Paredes.






Este edificio tiene sus inicios en el primitivo Colegio de San Fernando más conocido en el barrio por Colegio de Lavapiés. Fue fundado en 1729 por el padre Juan García de la Concepción, capellán de la ermita del Pilar, en un solar de la calle Mesón de Paredes junto a dicha ermita.

Posteriormente se hizo la cesión definitiva de la ermita a la Orden de los Padres Escolapios, en 1735. El colegio pasó a llamarse Colegio de Nuestra Señora de la Portería, debido a una imagen de la Inmaculada Concepción de la Virgen María, cedida para culto de los alumnos. 



El cambio de nombre a Colegio de San Fernando fue fruto del azar, ya que si bien los Padres Escolapios querían el nombre de Nuestra Señora del Pilar, por sus inicios junto a la antigua ermita de dicho nombre, le consultaron a Carlos III. Carlos III encargó a su pintor de cámara un cuadro con la Virgen del Pilary a sus pies a San Fernando de Castilla, a San Carlos Borromeo y a San Luis de Francia (patronos de la familia real) y se acudió a la suerte, recayendo ésta en San Fernando.

El edificio, como otros edificios religiosos de Madrid, fue incendiado por cenetistas un día después del estallido de la guerra civil española, el 19 de julio de 1936, después de que falangistas atrincherados en su interior dispararan contra los transeúntes. Sin embargo, a diferencia de los otros edificios, se mantuvo tal y como quedó tras el incendio hasta el año 2002, en el que se aprovecharon las ruinas para construir una biblioteca y un Centro Asociado de la UNEDEsta rehabilitación comenzó en septiembre de 2001 y se inauguró el 22 de abril de 2004. Esta rehabilitación oculta a la vista del paseante la parte más bella e interesante de lo que queda de la Iglesia de las Escuelas Pías de San Fernando.
Además encontramos en la parte superior del edificio un bar-restaurante en el que podremos disfrutar de una buena comida rodeados de las maravillosas vistas que se ofrecen.


Os animo a que paseéis por vuestras ciudades y encontréis pequeños monumentos o rinconcitos con encanto como el que os he presentado hoy aquí. Y si sois de Madrid o pasáis de camino, os animo a hacer una pequeña visita por Lavapiés y los rincones escondidos entre sus callejuelas.

Hasta la próxima!


0 Response to "Escuelas Pías de San Fernando"

Publicar un comentario