La cueva de la orquídea


La cueva de la orquídea

Xalapa, Veracruz (México)

En Xalapa, actual capital del estado de Veracruz en México, existe una cueva que se encuentra en medio de la urbanidad. A pesar de las campañas municipales para convertir la cueva en atractivo turístico, aún hoy día su localización no es muy evidente para los habitantes de la ciudad o para los  trausentes que pasan y circulan por la avenida Miguel Alemán, una de las principales avenidas de esta capital.
entrada de la cueva de la orquídeaLa cueva se formo hace un poco más de 60 mil años debido a la erupción del volcán Macuiltépetl (actualmente convertido en un frondoso cerro, y que le da el nombre al parque ecológico no muy lejos del centro de la ciudad capital de Veracruz). Los ríos de lava al enfriarse formaron caprichosamente la forma de una flor, de donde surge el nombre de esta enigmática cueva: la cueva de la orquídea.
Cuenta la leyenda, que el descubrimiento de la cueva de la orquídea a finales de 1943 fue un evento por demás circunstancial, cuando un picapedrero estaba labrando la roca en esa zona. Ante él se abrió un agujero que a poco estuvo de provocarle una accidental caída de casi 15 metros de altura. Al darse cuenta de que se encontraba sobre una cueva, dio aviso a las autoridades quienes emprendieron estudios de geología y arqueología.
En el interior de la cueva se halló una tumba datada aproximadamente hacia el 1500 a.C.; esta tumba pertenecía muy probablemente a un personaje muy famoso en su época, ya que su cuerpo se encontraba rodeado de ofrendas de todo tipo: vasijas de barro, flautas, hachas de piedra y un yugo decorado lujosamente, entre otros objetos. Igualmente, otros vestigios arqueológicos hallados al interior y exterior de la cueva hacen pensar que ésta fue utilizada como centro religioso y de observación astronómica por los primeros asentamientos humanos al pie del cerro Macuiltepetl.
escalera interior de la cueva de la orquídea
Entre sus características se puede observar que la cueva se encuentra a una distancia de 500 metros del cráter del Macuiltepetl, su cúpula principal tiene una altura de 15 metros, su anchura varía entre los 15 y 30 metros, y tiene 70 metros de largo. Conectada con la bóveda principal hay una segunda apertura más estrecha de donde antiguamente partían una serie de túneles subterráneos utilizados, según leyendas locales, como vías de escape aún en tiempos de la revolución, aunque actualmente se encuentran clausurados.
Después de su inicial descubrimiento y estudio, la cueva cayó en el olvido y en el abandono total. Solo un agujero no más grande de 60 cm en su bóveda permitía a los vecinos utilizarla como basurero arrojando todo tipo de residuos y animales muertos a su interior durante muchos años.Fue hasta inicios de los años 70 que las incursiones de José Luis Yáñez y su grupo redescubren el interior de la cueva  la cual no contaba con los accesos que actualmente tiene.
Después de aquellas visitas iniciales, la cueva cae nuevamente en el olvido por una década, hasta que mediante diversos reportajes periodísticos se da a conocer a la opinión pública su existencia y atractivo, e inicia su limpieza y rescate. Sin embargo, no es sino hasta el 2011, que la presidencia municipal en turno emprende una campaña de  reacondicionamiento de la caverna y del pequeño parque que la circunda para mejorar el  acceso y convertirla en un atractivo turístico hasta entonces desaprovechado y casi oculto de la ciudad de Xalapa.
Actualmente, es posible visitar la cueva de forma casi permanente, con mayor afluencia los fines de semana y durante las temporadas vacacionales, acompañados por guías y con el prestamo gratuito de equipo de protección .

Localización:


Para más información:


0 Response to "La cueva de la orquídea"

Publicar un comentario